¡Gracias!

“Mi alma canta la grandeza del Señor y mi espíritu se estremece de gozo en Dios, mi Salvador, porque Él miró con bondad la pequeñez de su servidora” (Lc 1, 46 ss). Este es el canto que entonamos junto a la Virgen y junto a quienes hicieron posible que Cristo Vive, ¡Aleluia! naciera, creciera y se desarrollara hasta ser la revista que hoy está en tus manos.

Con mucha alegría damos gracias a Jesús, el Señor, porque reconocemos que en su providencia santísima permitió que llegáramos hasta aquí. Él, como dueño del tiempo, vio el antes y el después de esta historia. Eso quisimos plasmar a través de una infografía que muestra en las páginas centrales, el recorrido de las 200 ediciones.

Cristo Vive, ¡Aleluia! nació con la vocación de testimoniar el obrar de Dios Padre con sus hijos, en particular, con los miembros del Movimiento de la Palabra de Dios –al que pertenece la revista– y desde su primer número, registró el andar de este pueblo, una pequeña parcela dentro de la Iglesia (p. 5). Es testimonio de ello la entrevista que publicamos sobre el proyecto de la Casa de Encuentro y Oración San Juan Evangelista, al cumplirse diez años de la colocación de la piedra fundamental (pp. 10 a 13).

El carisma que recibimos es como una semilla que, a lo largo de estos 40 años, creció hasta transformarse en un árbol, tal y como se ve en la tapa de esta nueva publicación. Así hemos querido actualizar la gracia expresada en la frase de portada del número 39, de octubre de 1983: “(…) Crecía un árbol con vocación de cobijar en él a los hijos dispersos de Dios en la tierra” (Cf. Mt 13, 31-32). Reconocemos con gratitud que la revista es parte de ese crecimiento y llegar a las 200 publicaciones ininterrumpidamente es uno de los frutos del árbol del carisma.

La misión de la Iglesia es cobijar a todos, desde los más chicos a los más grandes, desde los más ricos a los más pobres. Por eso es reconfortante conocer la mirada de Mons. Tissera sobre la Obra: “el Movimiento ha hecho que la Palabra de Dios llegue a todos, con la particularidad de que ha alcanzado a toda la familia, desde los niños hasta los mayores” (p. 22).

En marzo de 1977, el P. Ricardo, nuestro fundador, escribía: “El Movimiento es una planta tierna. ¿Qué otras ramas tendrá? (…) ¿Cuánto podrá crecer (…) en medio de múltiples contradicciones y límites que la cercan? ¿Cómo se desarrollará, desde la Iglesia, su servicio frente a la necesidad primaria de la evangelización que tiene el mundo? Una cosa sabemos. Que nuestra respuesta de crecimiento está en caminar fielmente la providencia del Padre con una fe semejante a la de Abraham” (Cristo Vive, ¡Aleluia! número 7, p. 18).

Ese fue nuestro andar: ser fieles a la fidelidad de Dios con nosotros. Hoy vemos una parte del camino; Dios sabe cuánto más vendrá. Mientras tanto, nos lanzamos a creer confiando en que “el Señor enviará su bendición en todas nuestras tareas y seremos bendecidos en la tierra que Él nos da” (Cf. Deut 28,8).

Laura Di Palma


SUMARIO

ACTUALIDAD ECLESIAL
“El hombre más peligroso del planeta” – R. Guillemí

ANUNCIO
Principios de discernimiento de la cultura IV – P. Ricardo

TESTIMONIO
El proyecto familiar y el plan de Dios – I. Vizuete
Mateo, regalo de Dios – S. Cives
Cincuenta años de vida entregrada – P. J. M. Aguirre

INFOGRAFÍA
200 números en imágenes

DIACONÍA FAMILIAR
La vocación a la familia
Ser testigos del obrar de Dios – Eq. de Redacción
El noviazgo, un camino para la fe – M. y N. Carevich
La misión de los esposos – K. y E. Pérez
Siete años de novios – L. y G.

MOVIMIENTO
El carisma del M.P.D. – P. Ricardo

ENTREVISTA
Hace diez años – M. Novello
Un camino en comunión con la Iglesia – Eq. de Redacción

REFLEXIÓN
Los santos desintoxican la humanidad – Eq. de Redacción
En el pesebre – G. Quiñonez
La alegría de la alabanza – G. Alberti

ORACIÓN
Padre de Bondad – P. Ricardo

Publicado en Revista Cristo Vive ¡Aleluia! Nº 200 (NOV-DIC 2015)

Te puede interesar...
“Nos visitará el sol que nace de lo alto.”Lc 1,78

Cada día la Iglesia entona el Benedictus, un canto de esperanza y de victoria por la obra de Salvación de Dios con su pueblo (Cf. Lc 1,67-79). Nosotros también hoy, […]

El arte de escuchar

La importancia de hacer silencio para encontrarnos con el otro.  En distintas oportunidades me encontré con este texto de Carl Rogers y, cada vez que lo leo, me genera nuevas […]

No hay Navidad sin Jesús

Entre los documentos de la editorial, se rescató un testimonio acerca de la Providencia para la organización de un encuentro navideño en Lima, Perú. En diciembre nos hicieron una propuesta: […]

“Todo lo que lleva la ‘firma’ de Dios está destinado a perdurar”. Francisco

Aún permanece en muchos de nosotros la imagen de una plaza San Pedro vacía. Allí, su Santidad se puso de pie frente al mundo para orar e impartir de forma […]

El azote de las adicciones

Alcohol, marihuana, pegamentos, paco y pastillas de ansiolíticos; estas son las drogas más baratas y con efectos más devastadores en los cuerpos y las mentes de los chicos. Hunde los […]

El proyecto familiar y el plan de Dios

Un imprevisto puso en juego la confianza de un matrimonio en las promesas del Señor. Con Carlos nos casamos con la certeza de que nuestro matrimonio era un proyecto de […]

El cerebro partidista

La “grieta” es una amenaza a la vida comunitaria y a la convivencia social. La polarización política es un fenómeno de varios países que divide sociedades y separa familias y […]

La Palabra de Dios me convirtió

Cuando nuestra mentalidad se configura con la del Maestro. Recuerdo hace un tiempo atrás que mi fidelidad hacia la Palabra de Dios era selectiva. Había situaciones de mi vida, pensamientos, […]

Visitanos
24 de Noviembre 1212 (CABA)

Llamanos
+54 11 4931 8388

WhatsApp
+54 9 11 6660 8269

Escribinos
[email protected]

Donaciones
tu aporte sostiene
nuestra misión